El niño que quería ser un famoso Youtuber pero termino debiéndole 100.000 euros a Google

0
542
Ser un famoso youtuber

Ser Youtube y tener un canal de éxito en Internet es unos de sueños de muchos niños, la mayoría creen que grabarse y subir vídeos a la plataforma es una forma divertida de ganar dinero pero no siempre es tan fácil.

Jose Javier , es un niño de 12 años de España que vive en Torrevieja (Alicante) que soñaba con convertirse en un famoso con su canal de YouTube y ganar mucho dinero a través de subir vídeos. Su familia a recibido una factura de 100.000 euros, el niño alicantino cometió un gran fallo y en vez de ganar dinero con Youtube se inscribió y se abrió una cuenta en el programa de promoción de Google Adwords en lugar de ganar dinero con Google Adsense, acumuló una deuda de 100.000 euros en Google Ads a través de publicitar un vídeo.

El niño y su amigo se queria convertir en famosos, al igual que sus youtubers favoritos. El niño para poder inscribirse en Google Adwords, usó una cuenta bancaria que sus padres que le habían abierto para animarle a ahorrar dinero mensualmente. Por la forma en que se crearon las campañas publicitarias en Google Adwords, los gastos de publicidad empezaron a acumularse muy rápidamente, y los 2.000 euros disponibles inicialmente en la cuenta bancaria se agotaron en cuestión de días. Cuando la cuenta empezó a aparecer en números rojos, los empleados del banco llamaron a los padres de Jose Javier y les dijeron que Google Ireland estaba intentando cobrarle a la cuenta de su hijo miles de euros. Cuando la madre del niño, Inma Quesada, se vio envuelto en esta situación, le dijo a los empleados del banco que bloquearan todas las transacciones que venían de ese lugar, pero como la cuenta de Jose Javier en Google Adwords aún estaba activa, su deuda siguió aumentando cada día.

Cuando las facturas de Google alcanzaron los 100.000 euros, La madre del niño no pudo entender cómo su hijo podía haber gastado todo ese dinero, considerando que se le había prohibido utilizar el ordenador desde el momento en que el banco le llamó para decirle que su cuenta estaba en números rojos por valor de 22.000 euros. Mientras tanto, Google estaba tratando de cobrarle 78.000 euros más. Fue en aquel momento cuando un experto en informática accedió al ordenador de Jose Javier y se encontró con que había estado usando Adwords en lugar de Adsense.

Afortunadamente para José Javier y su familia, parece que no necesitarán un abogado para tratar el tema con Google, ya que el buscador a decidido cancela la deuda de 100.000 euros del niño.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here